MDA - RADIO

viernes, 23 de septiembre de 2016

HOY DEBO CONFESAR



Hoy debo confesar que no todo fue un sueño... Fue algo más que un deseo voraz e implacable que nos consumió sin darnos cuenta... Fue algo más que un déjà vu el que nos llevo a compartir todo aquello en medio de penumbras y complicidad... En medio de somnolencia y el caer del sol... Pasillos de una morada ajena a cualquier realidad pero tan familiar a los sentidos... Cristales sin transparencia y espejos sin reflejo que rodeaban a dos cuerpos sin ilusiones o voluntad propia... Hechizo de amor disfrazado de lujuria... Y lujuria que llevaba a la locura misma producto de una pasión desenfrenada nunca antes experimentada... Destellos de cordura que inventaban quimeras sin fin... Caricias que devoraban todo rastro de piel o humanidad... Besos que eternizaban el delirio de dos almas que perdieron la conciencia de la realidad y la fantasía... Secreto develado por los murmullos etéreos de un placer divino... Gemidos que profanaban el silencio de la noche... Noche infinita que con su manto gris cubría los anhelos de aquello que en algún momento fue dos y ahora no más que un solo latir...

domingo, 12 de junio de 2016

APOYADO EN EL MARCO DE MI VENTANA



Apoyado en el marco de mi ventana escucho atentamente como el sutil viento me susurra una idea para nada descabellada... Mientras evoca en mis recuerdos un par de imágenes que me regala con algún aroma que capturo por ahí… Me sugiere que escriba solo un par de líneas para no olvidar la emoción de sentirme vivo... Para no olvidar que te conocí y viví mil locuras contigo como parte de mi destino... Divagando en mis pensamientos y sin esperarlo despierto a la realidad gratamente sorprendido al sentir en mi rostro la suave llovizna que cae traviesamente sobre la ciudad... Entre algunos cuadros desordenados en mi mente pierdo una vez más mis pasos parpadeo y me encuentro de pie frente a una lapida que por el paso del tiempo ya perdió su nombre pero no su tristeza ni sus lagrimas... Será que la señora melancolía al fin encontró mi nueva morada... Será que el señor destino prepara las cartas para un nuevo juego en mi vida y así tomar su revancha... Será que tengo aun el valor y la suerte para ganar una vez más... O será que simplemente llego el momento de despertar al fin de mi fantasía eterna y tomarte de la mano... Dejemos que en medio de esta tarde de otoño la decisión la tome la ultima hoja que caiga del árbol que plantamos juntos... Dejemos que sea una vez más el creador quien decida... Solo no olvides avisarme en que cámara es que dormía el ultimo proyectil que disparaste a mi corazón... La última flecha de tu ballesta con la cual mataste a mi alma... El oxido crudo de ese puñal con el cual cortaste mis alas... Los segundos que me quedan en el reloj que colgaste en la pared para dominar a mi espíritu con el elixir que me diste a beber de tu proterva boca... Más no olvides que mi espíritu esta enlazado con el del fénix que ya viste sucumbir ante ti en otras ocasiones o en otras vidas... Y como siempre se que en esta ocasión todo terminará una vez más con la sonrisa irónica de la palabra amor cuando quien la pronuncia conoce su verdadero significado... Amor...

jueves, 28 de enero de 2016

HOY



Hoy me levante con la misma pereza de un día cualquiera... Pero algo dentro mío me dice que ya es mucho tiempo guardando silencio... Decir la verdad escribir una mentira dibujar una ilusión mientras canto una confesión no harán la diferencia... Entonces quizá solo me quede reinventar un universo entero en su extensa perfección y con cada uno de esos detalles que complazcan a tu exigente ser... Sé que alguna vez fui capaz de lastimarte sin saberlo y ahora al fin creo que lo entiendo... Y aunque el tiempo quiso enseñarme un par de lecciones... Creo que aun soy un cabeza dura o un hombre un poquito testarudo que no quiere entenderlas... Aprender nuevos conceptos de honestidad o falsedad se me hace tan ridículo como escuchar a un ateo pidiendo perdón al creador en sus últimos segundos de vida... Sé muy bien que fui yo quien invento aquello que existe desde el principio de los tiempos... Aquello que ya nadie ve por la tonta idea de que una lagrima solo demuestra debilidad... Saber tu secreto me hizo poderoso y a la vez presa de mi ego... Y hoy solo queda decir una vez más lo siento... Que sea lo que Dios decida en nuestra vida... Que sea lo que el hacedor vea conveniente para nuestra existencia... O sea nuestro ímpetu capaz de realizar lo imposible y hacer de lo irreverente algo cotidiano y sin restricción... Repta lentamente hasta nuestro altar mientras yo preparo a la humanidad para nuestro sacrificio... Mientras la eternidad se disuelve entre nuestras manos con un juramento inconcluso... Ahora escucha con atención para entender lo implícito en lo confuso... Y confunde tus sentidos en la claridad de mis sentimientos... Sea como deba ser... Ni un segundo más ni un segundo menos... El respiro perfecto que de vida al espíritu etéreo ausente y así libere las almas de los que piden clemencia al leer estas tontas líneas...